lunes, 31 de mayo de 2010

Uno en la noche

Y baile pegada a tu cuerpo como hace mucho no lo hacía.
Sentí tu rostro en la sala de tu casa donde no teniamos compañía,
luz tenue y sombras nocturnas nos envolvieron a ritmo de una melodía que tarareaba para mis adentros y al mirarte te amaba, mientras tú cantabas yo te amaba.

Besos que no conseguian detenernos, prendas que lentamente iban cayendo.
Caricias en mi cintura mientras de tu cuello me sostengo, voy cayendo y no me desespero. Detrás voy viendo la luna hasta que me pierdo en la negrura de la noche y mientras los latidos recobran su velocidad abro mis ojos y seguimos siendo uno en la oscuridad.

3 comentarios:

Nahuel dijo...

mm bien pame, me gusto
en fin pronto nos estaremos viendo
adio'

duenda_descalza dijo...

Que hermoso... sólo diré que deseo ocurra ese momento.

Saludos!!

Pamela Caballero dijo...

Saludos Nahuel y duenda_descalza me alegra mucho que les gustara =) De alguna manera eso me devuelve las ganas de escribir